DECORACIÓN DE NAVIDAD EN EL SALÓN

¿Piensas que no puedes decorar tu salón de Navidad porque tu espacio es muy pequeño?
Hoy te enseño como hacer que la Navidad no se quede a las puertas porque tus metros cuadrados no te lo permitan. ¡Ya no hay excusa para no abrirle la puerta a la Navidad este año!

- Elige tu estilo:
Si eres de los más clásicos, el color rojo es uno de los colores tradicionales de la Navidad. Puedes optar por darle a tu salón un toque de color mediante mantas de estampado escocés, cojines o velas en tonos rojos, blancos y dorados. Los adornos de estilo romántico son perfectos para ti.
Si tu estilo es más bien rústico, apuesta por los ornamentos de madera y materiales naturales como las piñas o los adornos hechos con ramas secas. Los tonos marrones y neutros serán tus mejores aliados.
¡Oh, blanca Navidad! Si te gusta que la Navidad brille por su simpleza, apuesta por adornos en blanco o transparentes, combinados con tonos neutros. Además de combinar con cualquier color que caracterice a tu estancia, dará claridad y un toque sofisticado a tu salón.

- Iluminación:
¡Que farolillos, lámparas y guirnaldas hagan brillar tu Navidad!
La guirnaldas de luces colgantes aportan luz cálida que podrás utilizar para decorar tu árbol, el marco de tu ventana o para enmarcar una estantería. Elige diseños como copos de nieves, estrellas, o pinos.
¡La velas se convertirán en tu mejor aliada! Juega con sus diferentes tamaños y diseños para crear composiciones de lo más navideñas. También puedes incluir portavelas con diseños troquelados para que la luz de la vela cree efectos decorativos sobre tu salón.
Si te gustan las velas perfumadas, opta por olores dulces y cálidos como muérdago fresco, clavos, jengibre, caramelo, galletas, pino o pastel de manzana recién horneado.
Puedes utilizar lámparas con temática navideña. La lámparas de papel en forma de estrella pueden transformar ese rincón que siempre queda vacío en tu espacio preferido.
Con los farolillos conseguirás que se proyecte en tu salón estampas de lo más navideñas.

- Sofá:
Llena tu sofá de cojines con estampados navideños como pinos, muérdagos, copos de nieve, estrellas, renos, cuadros escoceses o mensajes navideños,  y combínalos manteniendo la base de tu sofá de un color liso y neutro.
¡La mantas no pueden faltar en tu sofá! Utiliza tejidos cálidos como mantas en terciopelo, de punto, lana o mantas de pelo largo.

- Ventana:
Viste tus ventanas con una corona y verás cómo se transforma. Es una idea que no resta ni un centímetro en casa y que decora desde dentro y también desde fuera si la acompañas con luces.
Decora el marco de tu ventana con guirnaldas de abeto o guirnaldas de papel, o con tiras de luces LED.
Escoge esa ventana que de a la calle y aprovecha su alféizar para darle un toque especial colocando adornos LED y otros adornos navideños que la hagan brillar. Aportarán una luz suave y cálida, y si las apoyas en la ventana crearán siluetas decorativas.

- Mesa de centro:
Haz una hilera de velas y farolillos para crear caminos de luz cálida y envolvente. Una idea muy original es reutilizar las velas de té que quedaron por los cajones y ponerlas sobre una copa boca abajo, dentro de la copa puedes meter alguna figura pequeña o algún muérdago.
También puedes hacer composiciones con jarrones de cristal de distintos tamaños y rellenarlos de bolas ,piñas, o meter unas guirnaldas de luces dentro de estos y disfrutar de una cálida iluminación navideña.

- Puertas:
Puedes desde confeccionar originales guirnaldas y colocarlas en los pomos hasta colgar pequeños detalles de tu árbol de Navidad o colgar pequeñas coronas.

- Librería:
Con una guirnalda de luz, unas velas o unas figuras navideñas, harás que ese rincón de tu salón sea tan especial como tu árbol de Navidad. ¡No hace falta que decores todo tu almacenaje de salón con adornos navideños! Puedes intercalarlos con tus libros o decoración habitual.
No olvides que para colgar tus calcetines no necesitas tener una chimenea sí o sí. ¡Deja que tus calcetines estampados cuelguen de tus repisas!

- Chimenea:
Puedes decorarla con los calcetines tradicionales o apoyar tus felicitaciones y postales en ella.
También puedes emplear unos troncos de madera o algunos regalitos en las esquinas empapelados con bonitos estampados.

- Árbol de Navidad:
Si dispones de poco espacio, puedes decorar tu pequeño rincón con mini árboles que quedarán igual de acogedores. ¿Sabías que hay árboles de Navidad de menos de 50 cm? Con unos adornos estilizados y poco voluminosos, tu árbol cabrá en cualquier rincón.
También puedes crear uno sobre la pared sin ocupar a penas sitio, utilizando guirnaldas o ramas de pino y colocando los adornos colgantes navideños como estrellas, copos de nieve, casitas, campanillas, corazones y piñas.

¡Inspírate y transforma  tu salón en ese rincón especial esta Navidad!


navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón
navidad en tu salón

*Fuente de imágenes: Pinterest e IKEA.

No hay comentarios

Publicar un comentario